Ya se puede comprar una piscina online

Ya se puede comprar una piscina online

Se suele hablar con frecuencia de lo importante que es Internet en los tiempos que vivimos. La verdad es que desde finales de los años 90 que se fue popularizando a nivel mundial hemos dado un salto enorme.

Podemos ver ya la presencia de Internet en multitud de terrenos. Desde hace no demasiado tiempo se habla igualmente del “Internet de las cosas” que sin duda viene a dar un paso más en este mundo de avances tecnológicos acelerado que vivimos.

Yo no puedo decir que haya sido demasiado amante de Internet o al menos no le hice demasiado caso hasta hace bien poco. A raíz de jubilarme, me propusieron con el terreno que teníamos de mis padres construirnos una casa en Riaza, un pueblo de Segovia.

La verdad es que la población es una delicia, está muy cerquita de la sierra y es el típico pueblo no demasiado grande, pero que tiene los suficientes servicios como para plantearse poder uno ir a vivir allí. Cuentas además con la cercanía a Segovia o incluso a Madrid si necesitas ir por cualquier motivo.

La piscina fue la guinda a una importante obra

Total, que nos liamos la manta a la cabeza y con un dinero que tenía ahorrado de la herencia y de mi trabajo durante tantos años, la construimos. Siempre he tenido buenos amigos en el sector y con un equipo de especialistas de primera línea nos pusimos en marcha. La casa tiene 4 dormitorios y está realizada al estilo alpino, que siempre me ha encantado.

Una vez acabado todo, que aseguro que no fue fácil nos pusimos con la tarea de buscar una piscina, una vez acabada la mini-pista de padel y un parquecito para los nietos. En esta ocasión, mi hijo me dijo que podíamos mirar en Internet alguna empresa que nos pudiera construir la piscina.

No siempre es fácil dar con un grupo de profesionales que merezca la pena, máxime cuando eres, como yo, un perfeccionista y que le había gustado siempre rodearse de gente conocida y competente. Total, que nos pusimos entre dos tardes a dar una vuelta por todas las empresas de construcción de piscinas del país.

Entre todas las que nos fijamos destacó Piscinas DTP. Esta empresa toledana era de un pueblo que conocía sobradamente, Casarrubios del Monte, de donde era un buen amigo de la Universidad. El caso es que en la web explicaban de manera clara sus servicios y le dije a mi hijo que tenía la cabeza echa un bombo y que les llamábamos la mañana siguiente para hablar con ellos.

Como os decía, llamé a la mañana siguiente y me explicaron claramente que eran fabricantes líderes en el sector de las piscinas prefabricadas. Contaban con multitud de modelos e incluso una línea de colores exclusiva para diferenciarse.

Me aseguraron que el equipo con el que contaban estaba cualificado en el diseño, construcción e instalación de piscinas de fibra de poliéster, todo ello ofreciendo la máxima garantía de seguridad y profesionalidad.

Cerramos el acuerdo con ellos y en pocas semanas tenía mi piscina ya instalada y lista para el disfrute de toda mi familia. No me gusta molestar a los trabajadores mientras realizan sus trabajos, pero sí que pude ver que cuidaban muchos los detalles, incluido algo en lo que no todos los profesionales se fijan, la limpieza y el cuidado.

Así que yo, no puedo estar más que agradecido a esta empresa por su labor y eso es de agradecer. Como decía al principio, Internet ha entrado en nuestras vidas y sinceramente, creo que a nivel general ha sido para mejorarlas.

En el caso de los profesionales, creo que, si uno ya conoce a un profesional y está satisfecho, pues es tontería buscar más, pero si desconoces el sector, Internet puede ser un magnífico medio en el que poder encontrar al profesional que buscas.

Mi consejo es sencillo, siempre que podáis, intentad buscar varios profesionales para comparar, además es importante buscar opiniones de anteriores clientes que te darán una idea más aproximada de lo bien que funciona el producto o servicio que quieres adquirir.

Internet no solo nos acerca a las personas y es un excepcional vehículo de comunicación, también para comprar, se ha convertido en una vía excepcional que, si la desconoces, te sorprenderá.